Dieta durante el embarazo

Pautas de alimentación y dieta para embarazadas y lactantes 

embarazo-lactancia-clinica-medicina-estetica-castellonEl embarazo es uno de los momentos más especiales en la vida de la mujer. Si estás leyendo esto, probablemente pronto vayas a ser mamá, estés deseando serlo o lo hayas sido recientemente. Durante los meses de gestación, tu cuerpo experimentará un sinfín de cambios hormonales para permitir el crecimiento de tu bebé. Dichos cambios pueden ser duros, y por ello en nuestra clínica de nutrición y belleza de Castellón, queremos acompañarte en el camino para que te sientas segura de estar aportando todo lo que tu bebé necesita, sin olvidarnos de tu propio bienestar.

La dieta es clave antes de la gestación, durante el embarazo y en los primeros meses de vida del bebé, puesto que ayuda a la mamá a prepararse y a mantenerse sana ante el hermoso reto que se le presenta.

Por ello te aconsejamos seguir estas pautas de alimentación durante el embarazo.

  • Destierra el mito: no hay que comer por dos

    Este quizá sea el tópico más frecuente durante el embarazo, y uno totalmente erróneo. Doblar la ingesta de alimentos no solo no os aportará ningún beneficio a tu bebé y a ti, sino que puede generarte malestar, y un aumento desmedido de peso te hará más propensa a contraer enfermedades propias del embarazo, como la hipertensión o la diabetes gestacional.

  • La dieta recomendada

    Durante el embarazo se produce en la madre una adaptación metabólica que permite el mejor aprovechamiento de los nutrientes, además de reducirse la actividad física, por lo que no es necesario variar demasiado el aporte calórico. Unas 200 calorías extra son suficientes en la dieta de una futura mamá.

    La ingesta de macronutrientes será la propia de una dieta equilibrada, aunque incrementando ligeramente los alimentos proteicos. Se priorizará el consumo de frutas, verduras, cereales, pescado y carnes magras; las carnes rojas, embutidos, precocinados y caprichos dulces deben consumirse de forma ocasional.

    Debes comer varias veces al día, repartiendo el alimento en cinco o seis tomas, para evitar los cuerpos cetónicos que tan perjudiciales son para el bebé. Además, procura no abusar de la sal ni de los picantes, y no beber alcohol. El ejercicio moderado  es muy beneficioso para tu salud, y aliviará muchas de las molestias del embarazo.

    Es de especial importancia que evites las carnes poco hechas para prevenir la toxoplasmosis, una enfermedad parasitaria peligrosa para tu bebé.

    Acudir a una clínica especializada en nutrición es una buena opción cuando se presentan dudas. En la clínica de nutrición y medicina estética de Castellón Dra. Lledó Sales, te atenderemos de forma personalizada desarrollando una dieta adaptada a ti durante todas las fases del embarazo y la lactancia, para que tú puedas darle lo mejor a tu bebé.

  • ¿Se pueden evitar las náuseas y los vómitos?

    Estos síntomas son comunes durante los primeros meses de embarazo, desapareciendo a partir de la decimosexta semana. Aunque su aparición se debe a la presencia de ciertas hormonas en la sangre de la madre, una dieta adecuada puede ayudar a aliviarlos.

    Para ello no tomes alimentos con olores fuertes que puedan provocarte náuseas, y evita también las comidas grasas. Los carbohidratos son fáciles de digerir y suelen tolerarse bien, así como las frutas y verduras, y también líquidos como zumos y batidos.

    Y si tienes ardor, un trastorno común en los últimos meses de embarazo, evita el café, el alcohol, los alimentos grasos y el chocolate.

clínica estética castellon

¿Qué podemos hacer por ti?

En la clínica Dra. Lledó Sales entendemos lo importante que es el embarazo en tu vida y ponemos a tu disposición un equipo de profesionales que te guiarán y acompañarán en todas las fases del embarazo, así como una serie de técnicas de medicina estética en Castellón para reducir las marcas físicas propias del embarazo como estrías, varices y celulitis.

A las mamás más planificadoras les ayudamos a cambiar sus hábitos alimentarios para no tener que hacerlo durante el embarazo, y estar así lo más saludables posible cuando llegue el momento.

Durante la gestación, programamos una dieta adaptada a tus necesidades que proporcione todos los nutrientes necesarios para tu bebé. De esta forma se evitan futuros problemas para el niño, y se retrasan las incomodidades propias del embarazo, haciendo que te sientas fuerte y bien.

En la fase de lactancia es básico llevar una alimentación adecuada. Te ayudaremos, además, a recuperar la figura en el menor tiempo posible, reduciendo así el bajón psicológico, y favoreciendo que puedas volver a hacer vida normal cuanto antes.

Consulta

“Cuando realizamos un cambio físico debe ir acompañado de un cambio mental”

¿Estás preparad@ para cambiar en todos los sentidos? Te ayudamos, ¡llámanos!
Consulta