Una vez ha pasado el verano y aún con el síndrome postvacacional latente, nos damos cuenta de que nuestra piel de la cara se ha oscurecido en algunas zonas. Además, ha perdido luminosidad y elasticidad en poco tiempo.

Si te sientes identificada es que el sol ha hecho mella en tu piel y ha provocado la aparición de nuevas manchas o acentuado el tono de las que ya tenías.

Y es que no nos cansamos de decirlo: la piel tiene memoria y por tanto, aunque en invierno da la impresión de que se aclaren, no es así. Simplemente se ven menos.

Además del sol, hay otras causas que promueven la aparición de manchas en la piel: si tomas anticonceptivos, te estás realizando algún tratamiento o utilizas cosméticos con determinados elementos químicos, eres más propensa a la aparición de manchas faciales.

En cuanto al tipo de manchas hay muchas: léntigos, queratosis, etc. Pero las más comunes por el sol son el temido melasma.

 

mancha cara

Melasma

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El melasma es una mancha simétrica, que suele ser difusa y de color “café con leche”, oscureciéndose cada vez más. Es común verla en labio superior, frente y en zonas periféricas del rostro.

A veces tiene un elevado componente vascular (rojeces) que dificulta su eliminación y requiere de técnicas complementarias para acabar con él.

No obstante, en la clínica contamos con las últimas soluciones médicas disponibles para acabar con cualquier tipo de lesión pigmentada facial.

TRATAMIENTOS


Los tratamientos son todos ambulatorios y no requieren ningún tipo de anestesia. Todos ellos son realizados por la Dra. Lledó Sales (Col 12/4755) que será quien marque las sesiones, protocolos de tratamiento y tiempo entre sesiones.

El número de las mismas va a depender del tipo de mancha, su profundidad, color y dimensión. La media suele ser de 3 sesiones pero es necesario analizar caso a caso.

  • Peeling químico: normalmente es la primera opción de tratamiento puesto que ofrece una “limpieza” superficial de la mancha y elimina mucho componente cromático (las aclara e incluso llega a eliminar las manchas más superficiales). Los peelings son de distinta intensidad según el porcentaje de despigmentante.
  • Láser: el láser puede ser de muchos tipos y, dependiendo de cada paciente, aplicaremos uno u otro. Es posible también combinar varios para conseguir mejores resultados.
  • IPL (Intense Pulsed Light): es un tratamiento que nos da versatilidad a la hora de tratar las manchas, sobre todo las del sol. Al mismo tiempo, podemos tratar el componente vascular si lo tiene.
  • Tratamientos despigmentantes complementarios: normalmente, es conveniente que el paciente lleve a cabo un tratamiento domiciliario paralelo. Puede ser con suplementos orales o con cosméticos con alto porcentaje de principio activo. Además, luego sirven como mantenimiento.

POSTRATAMIENTO


Una vez llevado a cabo cualquier tratamiento, se deben realizar tratamientos domiciliarios complementarios. Normalmente son tratamientos sin complicación, como por ejemplo la aplicación de cremas altamente hidratantes. En algunos casos se pauta un tratamiento oral farmacológico aunque no es lo habitual.

Dependiendo del protocolo elegido, el paciente experimentará una descamación cutánea (en el caso de los peelings) y unos ligeros puntos rojos en el caso del láser. No obstante, no es algo que no permita seguir con la vida normal.

Es muy importante proteger la piel del sol tanto con crema solar como con medios físicos: gorras, sombreros, sombrillas, etc.

RESULTADOS


Los resultados se notan desde la primera sesión.

Es importante recalcar que la piel tiene memoria y que NINGÚN TRATAMIENTO garantiza que la mancha no vuelva a aparecer. Por ello, el mantenimiento después del tratamiento es de vital importancia. Eso no significa que vaya a regimentar con seguridad pero, como dice el refrán: más vale prevenir que curar.

manchas faciales

Antes / Después con IPL Lumecca

 

 

 

 

 

CONFORT


Cualquier tratamiento para eliminar manchas conlleva una modificación de la piel pero no implica que sean dolorosos. El paciente puede experimentar un leve escozor o quemazón durante el proceso y hasta unas horas después pero no es nada duradero ni peligroso.

ESTACIONALIDAD


Cualquier tratamiento para eliminar manchas faciales, debe realizarse fuera de los meses de sol intenso, por tanto AHORA ES EL MOMENTO DE EMPEZAR. Además, las sesiones deben espaciarse y dejar margen para poder acabarlas todas antes de que vuelva el sol.

 

Si quieres más información, no dudes en pedir cita:

964 210 989

605 898 674 (También WhatsApp)

info@clinicadralledosales.es